martes, 2 de febrero de 2010

El fracaso de la Mesa de las Montañas

Al igual que ocurriera con la Comisión del Agua es un fracaso anunciado desde su configuración. Es decir, una pantomima donde se pretende ante la sociedad pasar por un grupo que consensúa las actuaciones a seguir. Cuando en realidad las decisiones están tomadas de antemano y sólo pretenden revestirse de la legitimidad de la que carecen. Ante tal situación de hechos consumados y falta de diálogo, tanto el Instituto Pirenaico de Ecología como la Plataforma de Defensa de las Montañas han abandonado. Aunque el IPE se sigue ofreciendo como asesor, argumenta que la Mesa de las Montañas está tomando decisiones al margen de los criterios científicos. No sirve estar en un sitio donde tu opinión no se tiene en cuenta. Donde se van con unas cuestiones intocables en vez de debatir desde cero. Siendo la barbaridad que pretenden hacer en Castanesa el detonante. Una prueba más de la política desarrollista, destructora y especuladora propiciada por el gobierno aragonés.

No hay comentarios: