sábado, 25 de julio de 2009

Ya era hora

No tanto por la duración de las condenas, no más de dos años, sino por el hecho de ser la primera condena en España contra un grupo neonazi por asociación ilícita. Ya no se van a mover en el limbo de no estar organizados. Demasiado ha tardado la justicia española viendo su historial de asaltos, agresiones y asesinatos. Una cosa es que sea difícil probar y otra que no exista, y que no sea su función probar esa conexión entre la finalidad política y racista y los individuos de estos grupos. Para otros ya se toman la molestia de probarlo incluso de hacer paripés. En otros países europeos no tienen ese margen de actuación, son seguidos, observados y no s eles permite manifestaciones públicas ni privadas. Aquí algunos se han escudado en la patraña de que no hacen política o que no matan. Como si aunque no lo hicieran no fuera suficiente hacer apología de ideas racistas, xenófobas y fascistas.

No hay comentarios: