martes, 20 de noviembre de 2007

Valencia construirá una isla artificial

Parece que se haya puesto de moda, competir en un absurdo ego entre ciudades o territorios por ver quien hace el proyecto más espectacular, más grande y en muchos casos, más disparatado. Tras el espectacular anuncio de Las Vegas en los Monegros, contraatacan desde Valencia con el anuncio de la creación de una isla artificial frente a dicha ciudad, consiguiendo superar en inverosimilitud a lo de los Monegros. Al estilo de las que construyen los jeques árabes en Dubai. Da hasta para un campo de golf de nueve hoyos. Parte d eun presupuesto de 5000 millones de euros y se prevé para 2020. Tras el elitismo de la Fórmula 1 y la Copa América, otra vuelta de tuerca. Por más que se hable de viviendas asequibles y equipamientos sociales en el proyecto. Como hay clases, las hay con embarcadero propio a la puerta de casa y un hotel de superlujo de siete estrellas. Trufado de desternillantes declaraciones de Óscar López, de la promotora, como un proyecto sostenible y autosuficiente. Como ya no les queda sitio en la costa, se crea terreno artificial. Lo consideran un barrio más de la ciudad, frente a Malva Rosa. Curiosa es también la financiación, ceder el terreno a cambio de equipamientos sociales.
Imagen del proyecto
La pregunta de siempre es el abastecimiento de agua. No sé si será casualidad, pues los trasvasistas son cíclicos e insistentes en sus exigencias, pero ha venido el anuncio después de unos días de ofensiva. Como la fallida propuesta trasvasista en la asamblea de la Federación Española de Municipios y Provincias. A través del presidente de la Diputación de Alicante, José Joaquín Ripoll, con unos argumentos tan pueriles, cínicos y gastados que no merece la pena repetir. El PP de Aragón votó en contra. También con el trasfondo de las elecciones. También Camps y Valcárcel han aparecido para seguir aburriendo, que no renuncian al trasvase y que si gana el PP lo van a retomar, hasta lanzaron una puyita al PP aragonés. Le pese a quien le pese, incluso aunque pudiera pesar al propio PP. Incluso ha vuelto a aparecer en el congreso a través de su portavoz María Teresa de Lara, que criticó la no inclusión del trasvase en los presupuestos. Razón de más para no votarles, es increible el número de votos que siguen obteniendo en Aragón.

No hay comentarios: