martes, 30 de mayo de 2006

Qué casualidad. Abastecimiento a Zaragoza desde Yesa.

Ojeando las noticias, me encuentro con ésto, para sorpresa, y eso que uno anda curado de espanto.Ya es casualidad que salga esto en la prensa unos días después de la sentencia absolutoria del caso Yesa, como aprovechando la inercia de la misma. La ya comentada instrumentalización de la misma como si fuera un aval de los presuntos beneficios de la obra. Y un nuevo ejemplo, llevan años por ese flanco del abastecimiento a Zaragoza, de búsqueda de apoyo social al recrecimiento, con fuertes campañas publicitarias. Claro, Zaragoza y su entorno, varias localidades de hasta 50 km de Zaragoza, suman más que Artieda y la minoría que defendemos lo contrario. A eso lo llaman acuerdo de mayorías, y eso que faltan los regantes.
Alegoría del agua de calidad a Zaragoza.

En esta noticia hay cosas a comentar, sobre todo comparándolas con la trayectoria de este faraónico proyecto. Nuevamente la dicotomía entre los argumentos que se dan contra el trasvase, y las obras que impulsan la mayoría de políticos aragoneses. La incoherencia de seguir el mismo modelo que representa el trasvase. Para empezar la noticia da por segura en el titular la llegada de agua del Pirineo. Haciendo memoria la UE denegó en 2001 la financiación a este proyecto, dio financiación para el tramo del embalse de La Loteta a Zaragoza, pero no de Yesa a La Loteta. ¿De donde van a sacar el dinero? y aún pone como inconveniente que se doblará el precio del recibo, ¿que esperan? ¿que lo pague el Estado como siempre y es creencia dogmática? Quizá aún esperen fondos europeos, los mismos que en 2005 aconsejaron otras alternativas como el eje Jalón, Huerva y Gállego. Ni con esas se enteran que la Directiva Marco del Agua es para aplicar en Aragón, y que un aspecto fundamental es que quien consuma agua la pague, la reversión de costes.

Futuro oscuro a este proyecto.

Se parte del simplismo de agua de calidad en el origen igual a agua de calidad en destino, lo que es falso. Y es la base de la campaña publicitaria que lleva todo este asunto. Tras pasar decenas de km por una tubería y llegar al embalse de La Loteta, y luego otro trayecto de tubería y las cañerías de la ciudad, responsables del mal sabor del agua, el agua actual no es tan mala como se cree, la del Canal Imperial de Aragón, con agua del Ebro. Y no solo eso, como en el resto de ciudades por ahí se pierde hasta el 50% de agua, en Zaragoza debe andar en torno al 40%. Luego hablan de la sequía y del abastecimiento urbano, por no hablar de la eficiencia en los regadíos. En 2002 la inversión prevista hasta 2008 para modernizar las cañerías se elevaba a 109 millones de euros. Eso, unido a una mejor depuración, quitaría el mal sabor. Y una mejor eficiencia.

Inicio del Canal Imperial de Aragón, en Fontellas (Navarra).

La UE para aportar dinero, aparte de modernizar la red de aguas, obligaba a reducir el consumo a 65 hm3 anuales. Contrasta con "Zaragoza estará obligada a comprar casi el doble del agua que consume actualmente. El año pasado, la capital se bebió 68 millones de metros cúbicos, pero los acuerdos para el suministro desde Yesa establecen que se quedará con 113 millones de metros cúbicos al año". ¿Quien obliga a comprar todo ese agua? Casi el doble de esos 65 hm3, cuando de inicio en este proyecto se hablaba de 100, y la diferencia no va por los pueblos del entorno. Totalmente contrario a la DMA y aún así esperaran financiación. Meter en el subconsciente colectivo la necesidad de tener más agua, cuando no es necesario, y así obtener una respuesta positiva al recrecimiento. Además una sentencia de la Audiencia Provincial de Madrid, ya dictó que no es necesario el recrecimiento para el abastecimiento a Zaragoza. Basta con el Canal Imperial. Además, ¿quien paga la ampliación del Canal de las Bardenas? el actual no tiene más capacidad, por mucho que la cogieran de balsas reguladoras laterales. Como las dos de la acequia de la Sora.

Balsa junto a la acequia de la Sora. Foto: El Periódico.

Por no hablar de las palabras de Luís Ciudad en 1999, presidente de los regantes de Bardenas: "Con Yesa recrecido se colman nuestras necesidades y las de abastecimiento a Zaragoza, y con la que sobre negociaremos con catalanes y valencianos". Ese es el interés de algunos. Beneficiarse de un bien público como es el agua, y beneficiarse de una inversión que pagamos todos para su propio lucro. ¿En base a que atávico derecho se hace con la propiedad del agua?




Por otra parte se habla de las deficiencias de calidad del agua de los cauces del entorno de Zaragoza. Bien, ¿que se ha hecho por evitarlo? Zaragoza vive de espaldas en buena parte a su cauces de agua, cuando es una ciudad privilegiada en ese sentido. Es un cambio de mentalidad, y tener la sensibilidad suficiente para saber apreciarlo. Tener sus orillas como espacio de ocio y esparcimiento, con cuanto menos cemento mejor. El espíritu de la Expo 2008 debería ser ese, recuperar los cauces para la ciudad. ¿Cuantos años llevan los vecinos pidiendo la adecuación del Canal Imperial? Tener unos cauces limpios debe ser el reto. Ya es triste de por si que hasta este acontecimiento no se haya tomado en considración. Junto a otras inversiones necesarias para la ciudad y que tampoco llegaban. Esperemos que el espíritu de la Expo 2008 sea el de la Nueva Cultura del Agua.

Obras de La Loteta en 2002.

No hay comentarios: