miércoles, 9 de marzo de 2011

40000 empleos en Castellón con el trasvase

De manera periódica como la crecida de un río, vienen los trasvasistas diciendo tonterías sobre los empleos que generaría el trasvase del Ebro. En este caso Cotino los cifra en 40.000 para la provincia de Castellón. Quizá hayan hasta rebajado algo las expectativas por la crisis. Qué malos que nos ponen a los que nos oponemos a semejante fuente de riqueza. Claro, basado en ocurrencias sin ninguna base y a costa de colonizar otros territorios. Qué listos y cuánta jeta le echan. Lo increíble es que haya tanta gente tan simple que se crea estas patrañas. Una comunidad con déficit en servicios públicos pero que se permite lujos como la Fórmula 1 o la Copa América. Para dar una imagen y presumir. A pesar del paro y las malas cuentas públicas. Eso es lo que ha traído su modelo especulador. Y pretenden que otros seamos los paganos.




Con estos datos se demuestra que, con la ejecución del trasvase del Ebro, las consecuencias de la crisis hubiesen sido radicalmente distintas, muy alejadas de la dramática cifra de desempleo en la que nos encontramos.

Claro, su mala gestión y la crisis global agravada por su modelo no tienen que ver.

La necesidad de que se despoliticen las cuestiones hídricas. Es fundamental que la sociedad civil, los expertos y las Universidades, sean conscientes de la importancia que tiene para el futuro de la Comunitat disponer de unos recursos hídricos en cantidad y calidad suficiente y a un precio asequible.

¿Cómo se le puede echar tanto morro? Los que constantemente hablan de agravio del PSOE a la Comunidat. Los que venden humo, los que menosprecian las opiniones fundamentadas en estudios independientes. Y sobre todo eso, agua a precio asequible para seguir especulando. Nada de hablar de los costes reales de trasvasar agua y del principio de reversión de costes.

La Comunitat Valenciana realiza el uso más eficiente posible de un recurso que, en nuestro territorio, es muy escaso, depurando y reutilizando el agua de la que disponemos. Es la autonomía que más agua reutiliza, líderes también en depuración y modernización de regadíos, lo que nos legitima para pedir que lleguen aportes externos.

Ahí hay una mentira, porque si se reutiliza el agua de una urbanización para regar el campo de golf, esa urbanización ya necesita una aportación extra de agua. No les legitima a nada, valiente desfachatez, no les legitima a inundar a nadie ni a hundir la economía de nadie.

La única solución para nuestra tierra es la llegada de agua de otras cuencas aplicando el principio de justicia distributiva. Quedarían resueltas todas las necesidades para el abastecimiento, así como para el uso industrial de Castellón. El Ebro tiene nueve trasvases, pero ninguno a la Comunitat. En uno de ellos el agua llega a cuatro municipios de Cataluña, Forès, Les Piles, Santa Coloma de Queralt y la localidad barcelonesa de Montmaneu que se encuentran exactamente a la misma distancia que la ciudad de Castellón, 127 kilómetros.

Y yo el principio de equilibrio territorial y los de la Directiva Marco del Agua, como el de unidad de cuenca o el citado de los costes. Unos trasvases de hace años que no justifican nuevos ni acabar de esquilmar el Ebro y que tampoco son de 1050 hm3. Por supuesto hay que agitar el anticatalanismo citando poblaciones catalanas, el que dice que hay que despolitizar el debate.

Es evidente la discriminación que sufre la Comunitat Valenciana en materia hídrica. El Gobierno de Zapatero está evidenciando un doble discurso que perjudica notablemente los intereses valencianos.

¿Pero no había que despolitizar el debate?

Desde la Generalitat estamos a favor de la transferencia de agua entre cuencas excedentarias a las deficitarias, lo único que queremos es que la Comunitat Valenciana, un ejemplo en gestión hídrica, reciba, también, el mismo trato que otros territorios.

Otra mentira lo de los excedentes y los déficits. A lo mejor debería de analizar de dónde viene. Por ejemplo la demanda de agua aumentó sólo con el anuncio del trasvase. Y a eso lo llama gestión ejemplar.

2 comentarios:

Ozé Tomá dijo...

lla verá cuando llo valla a carteyón de ese a toreá, se van a creá 500.000 puetto de trabago, no nesesitan agua ni fuente ni ná.

Alejandro dijo...

A uno por cada euro que cobra por corrida.