jueves, 22 de julio de 2010

La torre de Ricla

Para todos los escépticos es algo más que se hace esta legislatura. Cuando las mallas llevaban desde el 2004 por el desprendimiento de los ladrillos. Para que luzca la torre en todo su esplendor como las de otros pueblos. El Patrimonio Mundial y BIC (Bien de Interés Cultural).


Un dinero que por fin ha llegado gracias a la enmienda de Labordeta a los presupuestos del Estado en 2008. Para ejecutar el 1% cultural por las obras del AVE en el término municipal.



Una actuación que se suma a la casi finalización del nuevo centro médico, cuya planta superior será empleada como casa de cultura. Con el dinero del Plan Ñ. Una manera eficiente de emplearlo, con una finalidad social y perdurable. Completando la mejora en los servicios sociales en una localidad que ha aumentado su población notablemente la última década.




Avanzando también en la comodidad en la recogida de basuras, con los nuevos contenedores soterrados.

No hay comentarios: