lunes, 7 de junio de 2010

También en Francia

La tauromafia alude al nacionalismo o antiespañolidad para justificar de manera sui generis la oposición a la vileza del toreo. Cuando hipócritamente son ellos quienes citan la españolidad y representatividad de ese envilecimiento. Un argumento que ni siquiera es merecedor de ser calificado como tal. Resulta que en Francia también van a debatir la abolición de este anacronismo. Y no en un parlamento autonómico sino en el nacional. Qué cosas. Será que los gabachos siempre han tenido manía y envidia de lo español. Esas corridas de toros, el sol, la paella y la alegría inherente al carácter español. Todo a pesar de que esta vileza tiene por desgracia numerosos partidarios en el sur de Francia. Seguramente nefasta influencia de la zona fronteriza entre ambos países. Cada vez están más acorralados y aislados. Su sitio es la clandestinidad y la prohibición. El respeto a los animales y los valores morales deben prevalecer.

No hay comentarios: