sábado, 28 de junio de 2008

Pensar es ilegal

Ojo a la frase de Zapatero respecto a la consulta de Ibarretxe.

Su idea, que no es ni un plan ni un proyecto, de la
consulta soberanista,
es ilegal, vulnera la constitución y no va a salir adelante.

Vale, respetamos que él no esté de acuerdo. Pero si es tan demócrata, deberá respetar todas las posturas, él que presume de ello, con la salvedad de que entren dentro de la constitución, como cuando en la dictadura podías pensar como quisieras siempre que te atenieras a los principios del Movimiento. Lo grave, supongo que a lo mejor ni se dio cuenta, es que dice que es ilegal la idea, no la consulta, así que interpretado literalmente, lo que Zapatero ha dicho es que está prohibido pensar distinto de lo que dice la constitución. No sólo no dan opciones a plasmarlo y consultar a la población, sino que además prohiben pensarlo.
Esta otra, tampoco está mal, aunque no le llega a la anterior. Lo que que más divide es no respetar el ordenamiento constitucional y la ley. No, lo que divide no es no respetar una leyes hechas a la medida y por una de las partes, sino no dar soluciones pacíficas y democráticas a una demanda, parece que les da miedo consultar a la gente. Por más que se empeñen va a seguir ahí esa demanda. Y con actitudes como ésta, por reacción, no hacen sino aumentar su intensidad. En la votación en el parlamento vasco, fueron los partidos que más hablan de usar vías pacíficas los que se opusieron a ésta. España por encima de todo. Los no nacionalistas.
Conste que no estoy de acuerdo con muchas acciones del PNV, pero en ésta es un concepto, no es una idea de un partido. Lamentable y mezquino ha estado Rubalcaba, el mismo que pide indultos para los responsables d elos GAL, ahí está su "calidad" de demócrata. Cuando el Tribunal Constitucional le diga que no, ETA le puede decir a los vascos: ¿no veis como para alcanzar la independencia no valen los caminos de Ibarretxe sino que hay que ir a los míos?" Ibarretxe, lejos de deslegitimar a ETA, ha iniciado un camino que conduce justamente a lo contrario. Asociar un pensamiento a la violencia. Lo demás, él mismo lo dice. Pero, ¿quién lo impide?

No hay comentarios: