jueves, 19 de agosto de 2010

Quesero

Un pequeño homenaje a Quesero, toro vilmente estoqueado en Tafalla, por saltar la barrera en busca de la libertad. Durante un festejo de recortadores. Actividad taurina por otra parte a la que no tengo una especial antipatía. A fin de cuentas son libres de hacer piruetas y recortes ante el animal, siempre que no le maltraten. Lo que no quita para que me provoque un soberano aburrimiento y no le encuentre significado alguno. ¿Valentía? Una manera baldía de mostrar valentía, en algo inútil. Desde luego los espectadores pudieron ver bien de cerca al toro, les cundió el precio de la entrada. Yo me pregunto si realmente había que matar al toro o habría bastado con un dardo anestesiante. Muestra la vileza del aficionado taurino. Unos festejos cada vez más caros y a los que no parece que nadie les quiera hacer frente por la presión popular.


No hay comentarios: